Capitulo I: Disposiciones generales

ARTICULO 1a.- Los propietarios de los bienes adscritos al aprovechamiento de las aguas situados dentro del área que se menciona en el articulo siguiente y que tienen derecho al aprovechamiento de las mismas por la concesión Administrativa, se constituyen en Comunidad de Regantes con la denominación de “COMUNIDAD DE REGANTES ZONA V SECTORES I Y II", de acuerdo con lo dispuesto en el artículo 73 de la ley de aguas. La Comunidad tiene carácter de Corporación de Derecho Público, adscrita a la Confederación Hidrográfica del Segura, que velara por el cumplimiento de estas Ordenanzas y sus Reglamentos, así como por el buen orden de los aprovechamientos.
 
 
ARTICULO 2a.- El ámbito territorial de la Comunidad comprende la superficiedelimitada por la tubería principal de conducción de la Zona Regable Quinta (T-I), que une la carretera de Ceutí-Mula con la carretera de Alguazas-Campos del Río km 11,3, carretera de Alguazas-Campos del Río km 11,3 hasta el km. 10,5 inter-sección con la tubería principal (T-1) paralela a la carretera de Alguazas hasta el km. 10 cruce de Los Rodeos, Km. 10 dirección sureste hasta el hasta el punto donde la vía del ferrocarril corta el límite de los términos municipales de Alguazas y Campos del Río rodeando el cabezo de Jaula, limite términos munici­pales de Alguazas y Campos del Río hasta el Río Muía, Rio Mula aguas abajo hasta su intersección con la tubería principal (T-II), tubería principal (T-II), limite de los términos municipales de Murcia con las Torres de Cotillas, limite de los riegos tradicionales, Rambla del Salar de Archena hasta su intersección con la carretera de Ceutí-Mula, y esta hasta el punto de partida en la casa de La Alquibla.
Dentro de los citados limites, la superficie útil de riego es de 3.944 Hectáreas, de las que 1.389 Has. Son de nuevo regadío las cuales son el objeto de la constitución de esta Comunidad de Regantes, sin perjuicio de que en un futuro puedan entrar el resto , todo esto dentro del Plan coordinado correspondiente, según el plano adjunto , La Comunidad tendrá su domicilio social en Ceutí, C/. Ángel Guirao, Nº 13 1ºDcha.
 
 
ARTICULO 3°.- La Comunidad podrá disponer para su aprovechamiento en rie­go del caudal de agua del Trasvase Tajo-Segura, que le sea asignado por la Administración y en base a las dotaciones por hectárea y año que les pueda corresponder a la asignación que cada zona territorial incluida en el perímetro de la Comunidad pueda tener así como de otros caudales que pudiera adquirir o le sean cedidos.
 
ARTICULO 4°.- Pertenecen a la Comunidad los bienes y las obras que se detallan en el inventario propuesto en el artículo 64 de estas Ordenanzas, así mismo como pertenecerán a la misma cuantas obras ejecute o le sean entregadas para el aprovechamiento de sus aguas y el cumplimiento de sus fines.
 
 
ARTICULO 5°.-Son miembros de la Comunidad los actuales y futuros titulares del dominio u otro derecho de disfrute sobre las fincas comprendidas en las áreas de riego mencionadas en el Art. 2° de estas Ordenanzas.
Todos los partícipes de la Comunidad se relacionarán en el Padrón previsto en el Art. 77 y 78 de estas ordenanzas.
 
 
ARTICULO 6°.- Las aguas, cuyo aprovechamiento corresponde a la Comunidad, quedan adscritas a los usos indicados en las presentes Ordenanzas, sin que puedan ser aplicadas a otros distintos.
 
 
ARTICULO 7°.- Constituye el objeto de la Comunidad:
a) Evitar las cuestiones y litigios entre sus partícipes.
b) Prevenir o evitar el riego de sobreexplotación del acuífero.
c) Realizar directamente y en régimen de autonomía interna las funciones de policía, distribución y administración de las aguas que sean objeto de aprovechamiento por parte de la misma.
d) Informar en aquellos expedientes administrativos en los que deba ser oída preceptivamente.
e) Proponer a las administraciones hidráulicas las medidas que legalmente puedan promoverse a instancia de parte y, en general, las que estime necesarias.
f) Realizar las restantes funciones que le estén legalmente reconocidas, en especial las de participación en el Organismo de cuenca.
 
 
ARTICULO 8°- Será causa de extinción de la Comunidad cualquiera de las reco­gidas en el Art. 214 del Reglamento del Dominio Público Hidráulico.
 
 
ARTICULO 9°.- La Comunidad podrá beneficiarse de la expropiación forzosa y de la imposición de servidumbres que exijan sus aprovechamientos y cumplimien­tos de sus fines. A tal efecto podrá solicitar del Organismo de cuenca que confor­me a las disposiciones vigentes, se declaren de utilidad pública los aprovecha­mientos de que es titular la Comunidad o la ejecución singularizada de determina­das obras o proyectos.
Obtenida la declaración, solicitaran del organismo de cuenca la expropiación forzosa de los bienes y derechos afectados por las obras o proyectos declarados de utilidad pública, tramitándose los respectivos expedientes de acuerdo con la legis­lación de expropiación forzosa.
 
 
ÓRGANOS Y CARGOS DE LA COMUNIDAD.- RÉGIMEN ELECTORAL
 
ARTICULO 10°.- La Comunidad se estructurará en los siguientes órganos:
- La Junta General o Asamblea.
-La Junta de Gobierno.
- El Jurado de Riegos.
 
 
ARTICULO 11°.- Son cargos comunitarios, sujetos al régimen electoral previsto en la presente Sección, los siguientes:
 
- Presidente de la Comunidad, el cual desempeñará al mismo tiempo la Presiden­cia de la Junta de Gobierno.
- Vicepresidente de la Comunidad, el cual desempeñará al mismo tiempo la Vicepresidencia de la Junta de Gobierno.
- Vocales titulares y suplentes de la Junta de Gobierno y Jurado de Riegos.
Igualmente tienen consideración de cargos comunitarios los siguientes:
- Presidente del Jurado de Riegos.
- Secretario de la Comunidad, el cual desempeñará simultáneamente las secreta­rías de la Junta de Gobierno y del Jurado de Riegos.
- Vocal o vocales representantes en otros órganos comunitarios de superior ámbito.
 
 
ARTICULO 12°.- Para el ejercicio de los cargos comunitarios, será necesario reunir los siguientes requisitos:
a) Ser partícipe de la misma.
b) Ser mayor de edad o hallarse legalmente autorizado para la administración de bienes.
c) Hallarse en pleno goce de los derechos civiles y en los correspondientes a los participes de la Comunidad.
d) Saber leer y escribir.
e) No ser deudor de la Comunidad por ningún concepto, ni tener pendiente con el mismo contrato, crédito, ni litigio alguno.
 
 
ARTICULO 13º.- Los partícipes que desempeñen algún cargo comunitario cesa­ran inmediatamente en sus funciones cuando dejen de reunir alguno de los requisi­tos mencionados en el art° anterior y serán sustituidos en la forma expresada en las presentes Ordenanzas y, en su defecto, de acuerdo con lo preceptuado en la ley de Procedimiento Administrativo para el régimen de los órganos colegiados de las Administraciones Públicas.
 
 
ARTICULO 14°.- Todos los cargos de la Comunidad son honoríficos y gratuitos. No obstante la Junta General podrá acordar el abono de los gastos que suponga a los partícipes el desempeño de los mismos. Se exceptúa de lo dispuesto en el párrafo anterior el ejercicio del cargo del Secretario General, que podrá ser retribuido dentro de los límites fijados por la Junta General, a propuesta de la Junta de Go­bierno.
 
 
 
ARTICULO 15º.- La duración de todos los cargos de la Comunidad será de cua­tro años, pudiendo ser en el caso del Secretario indefinida.
 
 
ARTICULO 16º.- Compete al Presidente de la Comunidad entre otras:
- Desempeñar la representación de la misma en juicio y fuera de él, suscribiendo en su nombre los actos y contratos que le afectan.
- Convocar, presidir y dirigir las sesiones de la misma, decidiendo las votaciones en caso de empate.
- Firmar y expedir los libramientos contra la Tesorería de la Comunidad y poner el páguese en los documentos que esta deba satisfacer.
- Actuar en su nombre y representación en toda clase de asuntos que sean competencia de la misma.
- Cualquier otra facultad que le venga atribuida por las disposiciones legales y por las Ordenanzas y Reglamentos de la Comunidad.
 
 
ARTICULO 17°.- El Vicepresidente de la Comunidad y de la Junta de Gobierno sustituirá al Presidente de ambas en caso de vacante, ausencia o enfermedad. Caso de que haya ostentar definitivamente las dos presidencias ocupara tales cargos hasta la celebración de nuevas elecciones.
 
 
ARTICULO 18°.- Los cargos de Presidente y Vicepresidente de la Comunidad y de la Junta de Gobierno se renovarán de acuerdo con lo establecido en la Disposi­ción Transitoria Segunda. La renovación de la Presidencia y Vicepresidencia noserá, en ningún caso, simultanea, y la toma de posesión de los cargos así renovados se verificará en la misma Junta General en que fueron elegidos.
 
 
ARTICULO 19º.- La Junta General, a propuesta del Presidente de la Comunidad, podrá elegir un Secretario General, que lo será para la Comunidad y Jurado de Riegos, cuyo cargo tendrá voz en las reuniones de estos Organismos pero no voto y puede ser no regante y por consiguiente miembro o no de la Comunidad. La duración del cargo será indeterminada, pero tendrá el Presidente la facultad de suspenderlo en sus funciones y proponer a la Junta General el nombramiento de un nuevo Secretario General. La Junta General a propuesta del Presidente de la Co­munidad, fijará la retribución del Secretario General, caso que se estime que dicha función debe ser retribuida.
 
 
ARTICULO 20°.- Para ser elegido Secretario General son indispensables los si­guientes requisitos y además, tendrá las facultades quese enumeran:
a) Requisitos.
1 °.- Haber llegado a la Mayoría de edad y no sobrepasar los 70 años de edad.
2°.- Hallarse en pleno goce de sus derechos civiles.
3º.- No estar procesado
4º.- No ser, por ningún concepto, deudor ni acreedor de la Comunidad, ni tener la misma litigios ni contratos.
 
b) Facultades
1º.- Extender en el libro foliado y visitado por el Juzgado de Actas de las Juntas Generales de la Comunidad, que suscribirá con el Presidente y los tres participes a que se refiere el Art. 42-K.
2º.- Expedir y suscribir las certificaciones correspondientes, que con su V.º B.º autorizara el presidente de la comunidad, y autorizar con él las órdenes que emanen de este y de la Junta General.
3º.- Conservar y custodiar, en su respectivo archivo los libros y demás documentos correspondientes a la Secretaria de la Comunidad.
4°.- Llevar la cuenta de Caja y Bancos y anotar los cobros y pagos que con la debida autorización le sea ordenado realizar.
5º.- Las distintas obligaciones que se recomienden al Secretario en el Reglamento de la Comunidad y Jurado de riegos.
6".- Todos los demás trabajos propios de su cargo que le encomiende el Presidente de la Comunidad, relacionados con esta o con el Jurado de Riegos o por acuerdo de la Junta General.
 
 
ARTICULO 21°.- El Presidente del Jurado de Riegos será uno de los Vocales de la Junta de Gobierno, designado por esta.
 
 
ARTICULO 22°.- Es competencia del Presidente del Jurado de Riegos:
- Convocar y presidir las sesiones del Jurado, decidiendo las votaciones en caso de empate.
 
 
ARTICULO 23°.-Para el desempeño de los cargos del vocal de la Junta de Go­bierno y del Jurado de Riegos será necesario reunir los requisitos enumerados en el Art. 12 de las presentes Ordenanzas
 
 
ARTICULO 24º.- Cuando haya que elegir cargos comunitarios en Junta General o Asamblea, el presidente de la Comunidad, o quien haga sus veces, ordenará que en la convocatoria de la Junta General ordinaria del primer trimestre se incluya en el Orden del día la celebración de elecciones, exponiendo en las mismas los cargos a proveer.
 
 
ARTICULO 25°.- La exposición de las listas de los electores se hará en la Secretaria de la Comunidad, donde podrán ser examinadas por los interesados. Durante los cinco primeros días a partir de la fecha de la convocatoria de las elecciones, los interesados podrán solicitar las rectificaciones que le afecten, dirigiéndose a tal efecto a la Junta de Gobierno, en los cinco días inmediatos, resolverá lo procedente sobre las reclamaciones presentadas. Una vez resueltas las reclamaciones, la Junta de Gobierno ordenará la publicación de las listas definitivas de los electores, lo que tendrá lugar cinco días antes, cuanto menos, del reseñado para la elección. También dentro del mismo plazo podrán ser presentadas a la Junta de Gobierno las distintas candidaturas, individuales o colectivas, para cubrir cada uno de los pues­tos vacantes, debidamente formalizadas.
 
 
ARTICULO 26°.- En el acto de la votación cada interesado exhibirá el D.N.I., y los que intervengan por representación habrán de presentar, además, el documento que acredite ésta.
 
 
ARTICULO 27°.-Cada elector podrá depositar en las urnas tantas candidaturas como votos corresponda, según las listas electorales. Cuando en una papeleta se consigne mayor numero de nombres de los que corresponda votar al elector, se consideraran no escritos los que excedan, empezando a contar por los últimos.
 
 
ARTICULO 28°.- En las votaciones para elección de cargos el escrutinio será público. Una vez terminado aquel, el Presidente de la misma leerá los resultados haciéndose públicos y proclamando a los candidatos que hayan obtenido mayoría absoluta de votos. En caso de empate quedará proclamado el de mayor edad.
 
 
ARTICULO 29°.- Tanto la votación, como sus incidencias y resultados, quedaran reflejados en el acta de la Junta General Ordinaria en la que se efectué la elección de cargos comunitarios, que será firmada, además de por el Presidente de la Co­munidad y Secretario de la misma, por dos Vocales de la Junta de Gobierno. Igual­mente constarán en el acta las reclamaciones, de los electores, si las hubiere.
 
 
DERECHOS Y OBLIGACIONES DE LOS PARTICIPES.-
RÉGIMEN ECONÓMICO
 
 
ARTICULO 30°.- Todos los propietarios de los bienes adscritos al aprovechamiento colectivo y únicamente ellos, o sus representantes legales, tendrán derecho a participar en la constitución y funcionamiento de la Comunidad y ser elegido para desempeñar cualquier cargo de la misma. Se exceptúa de lo dispuesto en el párrafo anterior, lo preceptuado en el artículo 50 de las presentes Ordenanzas.
 
 
ARTICULO 31°.- Los derechos y obligaciones de cada partícipe se graduarán, con carácter general, de la siguiente manera:
a) El derecho de aprovechamiento de las aguas en proporción a la extensión de las tierras a que tenga derecho a regar. En el supuesto de que los derechos de aprovechamiento de aguas no sean para todos los partícipes proporcionales a las tierras de su propiedad deberán expresarse concretamente.
b) El derecho de voto, en la misma proporción que la señalada en el apartado anterior y según el baremo establecido en el Art. 52 de las presentes Ordenanzas.
c) Los gastos e inversiones de la Comunidad en la misma proporción que la seña­lada en el apartado a) y en la norma establecida en el Art. 65 y 77 de estas Ordenanzas.
 
ARTICULO 32º.- Las deudas contraídas por los partícipes derivadas de los gastos e inversiones mencionadas en el Art. anterior gravaran la finca de la que sea titular el participe deudor, pudiendo la Comunidad exigir su importe por la vía administrativa de apremio y prohibir el uso del agua mientras no se satisfagan tales deudas, aun cuando la finca hubiere cambiado de dueño.
 
 
ARTICULO 33º.- El partícipe de la Comunidad que no efectúe el pago de cuotas que le corresponda, en los términos prescritos en estas Ordenanzas y en el Regla­mento, satisfará un recargo del 10 por ciento sobre su cuota por cada mes que deje transcurrir sin realizarlo. Cuando hayan transcurrido 2 meses consecutivos sin verificar dicho pago y los recargos, se podrá prohibirle el uso del agua y ejercitar contra el moroso los derechos que a la Comunidad competen, siendo de cuenta del mismo los gastos y perjuicios que se originen por esta causa.
 
 
ARTICULO 34°.- Ningún partícipe que forme parte de la Comunidad podrá separarse de ella sin renunciar antes por completo al aprovechamiento de las aguas que la misma utiliza y cumplir las obligaciones que no la misma hubiera contraído.
 
 
ARTICULO 35°- Tienen derecho de asistencia a la Junta General todos los participes de la Comunidad con voz y voto, así como ser representados en ella conforme a los dispuestos en las presentes Ordenanzas.
 
 
ARTICULO 36°.- Los partícipes tienen derecho a que le sean expedidas las certificaciones que les puedan interesar, y a que les sean notificados los acuerdos particulares que les afecten, en la forma establecida en la Ley de Procedimiento Administrativo.
 
 
ARTICULO 37°.- Los partícipes vienen obligados al cumplimiento de los acuer­dos adoptados por los órganos de la Comunidad en cuanto particularmente les concierna. Especialmente vendrán obligados a sujetarse al régimen de tandas, turnos, horarios y condiciones que se establezcan para el riego. La comunidad podrá ejecutar por si misma y con cargo al usuario los acuerdos incumplidos que impon­gan una obligación de hacer. El coste de la ejecución subsidiaria, que consistirá en el abono de los gastos y perjuicios correspondientes, será exigible por la vía administrativa de apremio. Quedarán del régimen anterior aquellas obligaciones que revistan un carácter personal.
 
 
ARTICULO 38°.- Ningún partícipe podrá ser exonerado por entero de las obliga­ciones y cargas inherentes a su participación en el aprovechamiento colectivo de las aguas y demás elementos comunes. Tampoco podrán establecerse pactos o cláusulas estatuarias prohibitivas de la formalización de las derramas necesarias para subvenir a los gastos de la Comunidad y al cumplimiento de las demás obligaciones de la misma o por los que se exima de responsabilidad a los cargos de la Comunidad.
 
ARTICULO 39°.- Los partícipes deberán comunicar a la Junta de Gobierno cual­quier modificación en la titularidad del dominio o derecho de disfrute de las fincas adscritas al aprovechamiento de las aguas. Hasta tanto no figure en el padrón la modificación el nuevo usuario no podrá ejercer los derechos que le correspondan como partícipe de la Comunidad.
 
 
ARTICULO 40º.-Los partícipes de la Comunidad vienen obligados a autorizar el paso por sus fincas de las conducciones para riego de las propiedades de otros partícipes, previa indemnización. Dicha indemnización en caso de discrepancia será fijada por la Junta de Gobierno. Asimismo vienen obligados a permitir al acceso a sus fincas del personal encargado del régimen de política de las aguas, sin necesidad de cumplimentar ningún requisito ni formalidad.